Un colchón para dormir en pareja

4405

Escritor por:

Nos nos engañemos, a veces, dormir en pareja no es tan bonito como parece. Porque, ¿qué pasa con ese brazo incómodo que en ocasiones no sabemos dónde meter? Parece que el diseñador Mehdi Mojtabavi ha encontrado la solución para poder dormir abrazados a nuestra pareja durante toda la noche. Este colchón para parejas está realizado en varias partes, divididas por unas
finas ranuras por donde cabe perfectamente ese brazo que en condiciones normales, tiende a causarnos incomodidad y a entorpecer tan bello momento.  Además, en la zona inferior, se repiten estas aberturas, que resultan perfectas para que puedan esconder los pies aquellos que duermen boca abajo.

Según su diseñador, Mehdi Mojtabavi: “Otra de las ventajas del ‘Cuddle Mattress’ (en español, algo así como, ‘colchón para acurrucarse’) es que te ayuda a mantener recta tu espina dorsal, a diferencia de los colchones regulares. Permite a tu brazo tener un ángulo adicional y le da una postura más derecha”.

De momento, estamos ante un diseño meramente experimental que, sin embargo, ya hay quien ha encontrado sus pros y sus contras. A favor, la aparente comodidad que ofrece. En contra, varias incógnitas como por ejemplo qué tipo de material es necesario para conseguir un buen descanso con este diseño o si el brazo que se inserte en las aberturas deberá descansar directamente sobre el somier de apoyo. Sea como sea, lo que está claro es que si este colchón finalmente se llega a fabricar, deberá ir acompañado de fundas y sábanas bajeras también partidas en tres partes, para poder mantener la higiene necesaria en todo equipo de descanso.

En La Tienda Home, te ofrecemos algunas opciones más tradicionales y probadas; una selección de colchones perfectos para dormir en pareja. Su eficacia ha sido probada y su diseño ha sido ejecutado para favorecer el descanso de los dos miembros, sobre todo, si se mueven mucho y provocan la incomodidad del otro. En estos casos, la mejor opción es escoger un colchón con núcleo de muelles ensacados con material viscoelástico o látex. Estos materiales permiten a ambos miembros de la pareja dormir sin notar el movimiento del otro. El peso del cuerpo se transmite de forma independiente a cada punto del colchón, proporcionando así una adaptabilidad personalizada a cada zona del cuerpo, lo que garantiza un descanso óptimo. Elegir un modelo u otro, dependerá de distintos factores como el gusto personal, el peso o las necesidades de cada durmiente. Los muelles ensacados al estar en saquitos, de ahí su nombre, aíslan mucho más el movimiento y favorecen el descanso de la pareja.

Algunos ejemplos de ello son el SpringTech Top, SpringTech Grafeno o el SpringTech S-300. Estos tres modelos de muelles ensacados proporcionan una alta adaptabilidad, una firmeza adecuada y algo muy importante cuando se duerme en pareja, la alta transpirabilidad y regulación de la temperatura. Cuando dormimos acompañados necesitamos no sólo un colchón que se adapte a la forma de dormir de cada uno, sino que mantenga una temperatura óptima, que evite que los durmientes se despierten acalorados y sudados. En estos colchones, se utilizan también materiales, que además de actuar como termorreguladores, ayudan a la transpiración del colchón y a evitar la humedad, así como la formación de ácaros y bacterias. En este caso, se utilizan las nanofibras de grafeno o la espumación Aircell Contact.

Por otra parte, si preferís un colchón silencioso que os acoja y os abrace, os recomendamos un colchón viscoelástico o de látex. En ellos, la espalda reposará con suavidad, ofreciendo la máxima adaptabilidad y sin presionar el cuerpo. Además, este material, de por sí, asegura una correcta o alta independencia de lechos, gracias a la neutralización de los movimientos durante el descanso que caracteriza al viscoelástico de alta densidad y al material Bultex® (presente en muchos de nuestros colchones). Igual que en el caso anterior, os proponemos tres modelos que cumplen con estas características: el Memory Supreme HD 50, el Quasar o el Andrómeda. Tres colchones también tratados higiénicamente para garantizar la transpiración del colchón, evitar la humedad y la aparición de ácaros.

Para los que preferís un descanso en zonas separadas, sin tener que dormir en dos colchones distintos, puedes escoger un colchón matrimonial con independencia de lechos. Para poder hacerlo, os aconsejamos que elijáis colchones gemelos; dos bloques distintos que se unen en el centro, con velcros o cremalleras, que quedan ocultas bajo la tapicería del colchón y constituyen una única pieza, que garantiza zonas de descanso individuales.

Una vez hemos hablado de los colchones y de las características añadidas para favorecer el descanso de los miembros de la pareja, os hablaremos de las mejores posturas para dormir con la postura adecuada y levantarnos como nuevos. Como comentábamos al principio de este artículo, el ‘Cuddle Mattress’ está pensado para dormir abrazado a tu pareja sin padecer molestias y entumecimiento en el brazo, el cuello o la columna. Pero quizás sea todo más fácil. Si bien es cierto que dormir con tu pareja refuerza tu relación, dormir en posturas extrañas puede ser perjudicial para vuestra salud.

De esa manera, os sugerimos algunas de las posturas más saludables para dormir en pareja:

Dormir abrazados: en esta postura cada uno encontrará su mejor postura. Normalmente, uno de los dos dormirá bocarriba y el otro, con la cabeza apoyada sobre el pecho/hombro del otro, mientras le abraza. Ambos tienen el cuerpo bien apoyado.
Dormir en cucharita: uno abraza al otro por detrás, protegiéndolo. Esta postura es cómoda y agradable, pero normalmente, según avanza la noche deriva en posturas más independientes.
Dormir cada uno en su espacio y tocando al otro: ésta es una evolución de ‘la cucharita’, pues en ella, ambos miembros duermen de lado, mirando hacia el mismo punto. Están juntos, pero no se abrazan.
Dormir boca arriba, pero cogidos de la mano: esta postura garantiza independencia a la hora de descansar y un reposo total del cuello, la cabeza, la espalda y las extremidades sobre el colchón.
Dormir de frente, pero sin tocarse: en esta postura ambos están de lado, con el cuerpo bien apoyado y la columna recta. Duermen de frente, pero no llegan a tocarse, respetando la independencia y el descanso individual.
Dormir de espaldas, pero sin tocarse: ésta es una variante de la anterior. Duermen de lado, pero de espaldas.
Dormir de espaldas, pero tocándose: esta postura es muy similar a la anterior, pero en este caso, las espaldas se tocan. Hay una necesidad de contacto entre los miembros.

Y tú, ¿en qué postura duermes? ¿Cuál te resulta más cómoda?

Última modificación: 15/03/2017

One Response to " Un colchón para dormir en pareja "

  1. Información Bitacoras.com

    Valora en Bitacoras.com: Nos nos engañemos, a veces, dormir en pareja no es tan bonito como parece. Porque, ¿qué pasa con ese brazo incómodo que en ocasiones no sabemos dónde meter? Parece que el diseñador Mehdi Mojtabavi ha encontrado la soluc…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *